Ignorar antes que regañar

Los niños nacen con un objetivo primordial sobre el que intentan construir toda su vida:Chantajear emocionalmente a todo ser adulto que encuentren a su paso.
Eso es así, son unos chantajistas emocionales natos. A veces ese intento de chantaje es excesivo y hay que cortarlo desde el primer momento. Seguir leyendo

Anuncios

Cómo corregir a un niño cuando hace algo que no debe I

Voy a empezar una serie de entradas con el mismo título pero en las que os voy a dar ejemplos de distintas situaciones en las que los niños hacen alguna trastada y queremos corregirles. También os preguntaré al final de la entrada cómo lo resolveriais vosotros y si os ha pasado algo parecido. ¡Espero que os gusten!😄

Muchas veces he tenido que oir que los niños de dos años o de un año “no se enteran de que les estás regañanado” Ay papis! Si supierais las vueltas que nos dan los niños a los adultos cambiaríais de opinión en menos un nanosegundo.

Los niños de 1 año y de 2 entienden de sobra cuando se les regaña, saben lo que han hecho mal, saben a quién hacer la pelota y saben dónde y con quién se pueden hacer ciertas cosas y donde no. Son pequeños agentes de la CIA que saben técnicas telequinéticas para leer la mente de los adultos y atacar. En serio. No subestimeis la inteligencia de gente que mide menos de un metro y solo balbucea. Es pura fachada.😱😱😱😱

En estas entradas voy a hablar de cómo corregir trastadas pequeñas, cosas que no queremos que hagan pero,que si las hacen,tampoco es el fin del mundo ni significa que nuestro hijo sea un maleducado, simplemente que tienen que saber que los actos tienen consecuencias y que no se hace lo que uno quiere cuando uno quiere.

EJEMPLO 1          

Un niño de mi clase empezó a sacar los pañales del mueble que tengo en el baño para guardarlos. Yo, aunque ya sabía que eso no funcionaba, le dije “L” estate quieto. Primer error que cometí como si fuera nueva:si le dices a un niño estate quieto más lo va a hacer, y así pasó.

Segundo error que cometí: llevaba prisa porque teniamos que salir al patio así que le dije ” “L” eso no se hace, los pañales no se tocan.” Y, como llevaba prisa, los recogí yo. MAAAAL!!!FATAAAL!!!  El pequeño agente de la CIA que todo niño lleva dentro se reprogramo y pensó “Genial, yo saco todos los pañales, me lo paso piruleta y esta pringada me los recoge”  totalmente cierto, el niño llevaba toda la razón, fui una pringada. Para que veais lo díficil que es educar, después de 10 años alguno te la sigue colando.

Yo sabía que lo había hecho mal y que me la iba a volver a liar con los pañales a la mínima que pudiera. Eso ocurrio al día siguiente. La misma escena. En niño tan feliz en el baño sacando pañales pero esta vez no me la iba a colar 💪💪💪  

Me esperé pacientemente en la puerta del baño a que terminara, él ni se pispó que yo estaba ahí, cuando terminó me miró, se partio de risa y se pensaba ir a jugar con el resto de niños. JA!!! Le dije “¿Te lo has pasado bien? Pues ya puedes guardar todos los pañales donde estaban” Se intentó ir del baño y no le dejé. Se puso a llorar (el cuento que pueden echarle a los lloros va en función de la trastada que hayan hecho. A mayor trastada más cuento) y como vio que no le funcionaba se puso a colocar los pañales mientras yo le decia “muy bien, venga que ya te quedan menos” cuando terminó, me puse a su altura (muy importante lo de ponernos a la altura de los niños cuando queremos decirles algo serio. Hay que mantener el contacto visual directo, muchos niños intentan apartar la mirada cuando se les regaña, hay que procurar que eso no pase) y le dije “como vuelvas a sacar los pañales los vas a colocar y no vas a poder jugar con los amigos”  Hasta la fecha no se le ha vuelto a ocurrir tocar los pañales.

Cuando un niño hace una trastada, por pequeña que sea, hay que corregirle y hacerle ver que tiene que arreglar lo que ha hecho. Si veis que lo que ha hecho lo puede soluionar el mismo, no lo hagais vosotros por él. A veces por las prisas,como me pasó a mi,porque pensamos que es una trastada sin importancia o por comodidad porque pensamos que si lo hacen ellos van a tardar más, terminamos solucionando nosotros lo que ellos han liado por peqeño que sea y así perdemos una oportunidad de enseñarles algo y de que aprendan, de ir dándoles valores como el respeto y la responsabilidad,que aunque sea en pequeñas acciones sin importancia siempre están ahí.

En este caso era más cómodo para mí colocarlos yo y volverle a decir que eso no se hacía, habría tardado menos de la mitad que lo que tardó él en colocarlos, pero sabía que eso no iba a servir, que él no iba a aprender y que me lo iba a volver a hacer porque para él era un juego que no tenía ninguna consecuencia. Al hacerle recoger se dio cuenta de que eso no estaba bien, que a mi me molestaba y que yo me enfadaba, no entenderá al 100% porque me enfadaba porque son pequeños, cierto, pero entienden de sobra que es un acto que al adulto no le gusta y que si no le gusta y le regañan es porque no está bien. También se dio cuenta de que sacarlos molaba, guardarlos con un sargento ahí mirandote, eso ya no molaba nada.

Los niños a esta edad son esponjas que aprenden absolutamente todo, incluidas las más variadas técnicas de chantaje emocional, sobornos y escaqueos varios😉

¿Cómo gestionariaís vosotros este conflicto? ¿Habeis vivido alguna situación parecida?

                            

Lactancia materna: cuándo es “perjudicial” dar el pecho a nuestro hijo

¿Hasta que edad es conveniente darle el pecho a un niño? ¿1 año,2 años,6 años? ¿Cada cuanto tiempo hacer las tomas? ¿Cada 3 horas? ¿A demanda?

Hay muchas dudas acerca de la lactancia materna, mucha información, alguna contrastada sobre los beneficios que aporta dar el pecho, otra mucha de escasa credibilidad. Hay muchos miedos en las madres sobre si lo estarán haciendo bien, sobre si han tomado la decisión correcta. Yo no voy a entrar en todos esos debates y mi opinión me la guardo para otro post.

Hoy quiero hablaros desde un punto de vista práctico, como maestra no como experta en lactancia ni como madre con experiencia porque no soy ninguna de las  dos cosas. Simplemente quiero daros una visión objetiva de hasta que punto esta llegando el tema de la lactancia hoy en día. Seguir leyendo

Los primeros mordiscos

Cuando los niños tienen entre 1 y 2 años sucede algo que nadie te cuenta cuando decides tener un hijo:se convierten en vampiros. Pequeños draculines dispuestos a clavar sus diminutos dientes en lo primero que les pase por delante. No os preocupéis, es normal, de verdad. Aunque penséis que tenéis un pequeño Hannibal Lecter en casa, no es para tanto. Seguir leyendo

Cómo decir “NO” a un niño

Muchos papás tienen un miedo terrible a decir “No” a sus hijos. Muchas veces se comenta que los adolescentes cada vez están peor educados, que cada vez se tiene menos respeto a los adultos y qué dónde va esta sociedad si seguimos así. Es cierto, los jóvenes cada vez están peor educados, pero yo me pregunto: ¿cuándo empezaron esos adolescentes a estar tan mal educados? Seguir leyendo